sábado, 14 de octubre de 2017

Camino de ronda de Tossa de Mar a Sant Feliu de Guíxols

El camino de ronda de Tossa de Mar a Sant Feliu de Guíxols no existe en un sentido estricto: no está señalizado, no hay referencias excursionistas escritas de él y lo más parecido es la GR 92 que opta por enviar al senderista por la montaña, paralelamente a la costa, alejándolo muchos kilómetros del mar.
Foto: Tossa de Mar

Y sin embargo hay playas y hay caminos...

Foto: acantilados del puig d'en Pela

Durante unos cuantos años me he dedicado a conocer a fondo todo este maravilloso tramo de costa entre Tossa de Mar y Sant Feliu de Guíxols, milagrosamente bien conservado.


Foto: es Palomar

Entendámonos, no quiero decir que sea una costa virgen puesto que hay urbanizaciones, carreteras, playas naturales con restos de envases de plástico, puntos con escombros, etc. pero el conjunto sigue siendo, en mi opinión, lo mejor de la Costa Brava y eso es poner el listón muy pero que muy alto.

Foto: cueva de Sa Gatera

Ya antes de este verano había completado todos los tramos enlazándoslos unos con otros por lo que virtualmente ya había hecho el camino de ronda inédito (perdonen mi atrevimiento por lo de inédito: quedo a la espera que alguien me baje del pedestal).

 Foto: cala Pola

Quedaba, quizás, lo más importante que es hacerlo seguido cosa que he completado en un agradable puente de la Hispanidad, con una temperatura ideal para caminar e incluso para darme un buen chapuzón en la playa de Vallpresona.

Foto: cala Giverola

En resumen, han sido 21 km casi exactos, 1189 m. de desnivel positivo y casi 7 horas de caminar efectivo a los que habría que añadir los descansos.

Foto: paisaje desde el mirador de cala sa Futadera


Foto: cala Salionç


Foto: playa de Vallpresona

Foto: punta de Concagats


Foto: cala del Senyor Ramon


Foto: punta y arrecife del Canyet


Foto: cala dels Canyerets


Foto: punta del Romaguer


Foto: cala Joana


Foto: cantos rodados de la cala d'Urgell


Foto: cala d'Urgell


Foto: punta d'en Bosc


Foto: cala dels Músics


Foto: punta de ses Mongetes


Foto: les Penyes desde la playa del Candell


Foto: es Corb Marí


Foto: sa Crestera, les Penyes y cala del Vigatà, desde la playa del Candell


Foto: el Monasterio de Sant Feliu de Guíxols

viernes, 8 de septiembre de 2017

Senderismo en Cerdeña

Senderismo en Cerdeña es un fastástico viaje a la zona del golfo de Orosei (este de Cerdeña), la mejor conservada de toda la isla, con paisajes mediterráneos absolutamente espectaculares, para hacer excursiones de senderismo fáciles -siempre y cuando estemos acostumbrados a caminar- por algunos de los sitios más bellos de todo el Mediterráneo: playas paradisíacas, gargantas profundísimas y preciosos sitios arqueológicos.
El viaje además será en barco con lo cual podremos disfrutar de la navegación y de los servicios que nos ofrecen los modernos ferrys.
Plan de viaje:
1r día. Salida de Barcelona
Viajaremos con el ferry de Grimaldi Lines por lo que saldremos de la terminal de esta línea. La hora de salida será a las 22:15 pero conviene estar en la terminal con una hora de antelación, como mínimo. Dormiremos en camarotes de cuatro personas. 
2º día. Llegada a Porto Torres y primera excursión
La llegada a Porto Torres (Cerdeña) está prevista para las 10:30. Allí nos estará esperando nuestro transporte para hacer inmediatamente el traslado a la provincia de Nuoro donde llegaremos hacia mediodía. 
Después dejaremos nuestras pertenencias en el hotel donde nos estará esperando Simone Dessena, nuestro guía de montaña oficial durante los siguientes tres días. Rápidamente nos desplazaremos en vehículos 4x4 para hacer nuestra primera visita a Sa Portiscra, un lugar arqueológico de la cultura autóctona de la Cerdeña preromana: la cultura nurágica, cuyos monumentos megalíticos están considerados los más grandes y mejor conservados de Europa. Será conveniente llevar preparado nuestro pícnic puesto que comeremos en ese lugar antes de hacer el paseo.
Después de la visita, tiempo libre que deberemos aprovechar para preparar el pícnic del día siguiente. 
Cena por libre.
3r día. Desfiladero de Su Gorropu (Parque Nacional de Orosei y Gennargentu)
Por la mañana haremos el desfiladero de Su Gorropu. La impresionante garganta de Su Gorropu se ha convertido en una de las actividades más populares del senderismo en Cerdeña. Es uno de los cañones más profundos de Europa y se encuentra en el Parque Nacional de Orosei y Gennargentu, en la cadena montañosa del Supramonte. Su parte más espectacular es la profunda garganta abierta por el río Flumineddu que ha ido desgastando la montaña hasta crear una brecha que llega a los 500 metros. No es un itinerario aéreo sino que nosostros iremos por el cauce seco del río. 
Ruta lineal de 12,5 km y 571 m de desnivel positivo que haremos en un tiempo previsto de unas cinco horas y media.
Después de la visita, tiempo libre que deberemos aprovechar para preparar el pícnic del día siguiente.
Cena por libre.
4º día. De Buchi Arta a cala Luna
Este día haremos un tramo de costa del golfo de Orosei hasta cala Luna donde podremos admirar sus cuevas marinas y el precioso color turquesa de sus playas. Saldremos de la localidad Buchi Arta donde podremos visitar un antiguo redil de pastores del Supramonte llamado Su Pinnetu. Luego bajaremos por Iscale 'e Molentes hasta el cañón de Codula Ilune que nos llevará por un profundo barranco hasta cala Luna, una de las playas más bonitas y conocidas de Cerdeña. Después de comer en esta cala, volveremos por otro sendero por Iscala 'e S'Arga.
Ruta circular de 7,5 km y 350 m de desnivel positivo que haremos en unas 4 horas.
Una vez acabada la ruta pasaremos por el hotel para recoger nuestras pertenencias y hacer el traslado a la ciudad de Porto Torres, donde pasaremos la noche en un nuevo hotel puesto que nuestro ferry sale muy temprano. 
Esta será nuestra última noche en Cerdeña por lo que propondremos ir todos juntos a una de sus numerosas trattorias para despedirnos de esta fabulosa isla, sin duda la que mejor conserva el que fue nuestro propio paisaje hace cientos de años. 
5º día. Viaje en barco a Barcelona
La salida del ferry desde Porto Torres está prevista a las 06:30. Una hora antes, nos habrán pasado a buscar nuestro transporte para llevarnos a la terminal del cercano puerto. 
Dentro del barco hay todo tipo de servicios para hacernos más llevadero el viaje y podremos disfrutar de la navegación por mar por nuestro amado Mediterráneo. También podremos tomar juntos algún café o cerveza recordando los buenos momentos que habremos pasado y riéndonos de las anécdotas que con toda seguridad habremos vivido. 
La llegada del ferry a Barcelona está prevista a las 18:15.
El precio incluye:
Traslado en barco: ida en camarotes cuádruples y vuelta en pasaje libre.
3 noches en hoteles de 3 estrellas en régimen de habitación doble y desayuno.
3 traslados (Porto Torres-Dorgali, Dorgali-Porto Torres y Porto Torres-puerto).
Seguro de viaje.
3 días de guía oficial de montaña en idioma español.
3 días de transporte para las excursiones en vehículo 4x4 Land Rover Defender.
Guía acompañante durante todo el viaje.
El precio no incluye:
Comidas ni bebidas en el ferry.
Almuerzos y cenas en la isla.
Tasa turística.
Nada de lo no señalado en el apartado "incluye".
Importante:
El tiempo en Cerdeña a principios de diciembre es suave, ideal para caminar.
No obstante la organización, siguiendo los consejos de nuestro guía oficial de montaña, se reserva el derecho de cambiar los itinerarios y/o las actividades en función de las condiciones metereológicas. 

Salida: de la noche del martes 5/12/2017 a la tarde del sábado 9/12/2017.
Precio para grupo mínimo de 12 personas: 460€

martes, 16 de febrero de 2016

Murallas de Girona

Visitar las murallas de Girona es una de las mejores formas de conocer la ciudad que nació como plaza militar y ejerció esta fución durante dos mil años.

Durante todo este tiempo todos sus ocupantes -romanos, carolingios, dinastías catalanas e hispánicas- la fueron reforzando hasta convertirla en una ciudad casi inexpugnable.

Cuando las nuevas armas convirtieron en obsoletas las murallas, las autoridades municipales pidieron permiso para derribarlas pero afortunadamente sólo lo hicieron en los tramos que más molestaban al crecimiento de la ciudad.

Hoy podemos visitar varios kilómetros muy conservados de estas espléndidas murallas por una cómodo camino y disfrutar de las vistas sobre la ciudad desde ellas: la ciudadela de la Força Vella, la judería, el río Oñar, el barrio del Mercadal y la ciudad moderna. Más allá se extiende la llanura de la Selva y el cinturón de montañas que rodea Girona en un espectáculo paisajístico difícil de superar.